Honduras: Policías disparan contra vendedores y llevan detenidas varias personas

This entry was posted by on Martes, 24 mayo, 2011 at

En un operativo combinado entre policías preventivos y municipales, los bajos del Congreso Nacional de Honduras fue llenado de balas por decenas de agentes quienes golpearon a mujeres y niñas y se llevaron detenidas varios afectados entre ellos dos jóvenes del Frente Nacional de Resistencia Popular, FNRP, que salieron en auxilio de las víctimas que estaban en grave peligro.

Según varias opiniones quizá los vendedores únicamente sirvieron de chivos expiatorios para sembrar el terror contra docentes que están en la huelga.

Eran aproximadamente las siete y media de la noche cuando el FNRP en apoyo a maestros y maestras que se encuentran en huelga de hambre desde hace 17 días, una actividad para hablar de la nueva Constituyente, se iniciaría la exhibición de una película de un personaje admirador de Hitler.

Pero todo fue interrumpido por el operativo que inició con una humilde vendedora de hot dog a quien estaban golpeando ambos agentes, varias mujeres fueron a rescatarla, pero a cambio recibieron toletazos, patadas y disparos Un vendedor salió herido de bala en un pie y varias niñas fueron golpeadas, incluso una de apenas meses de nacida estaba siendo asfixiada por uno de los policías.

Los jóvenes Nick Madrid Alvarado y Isaías Ortega, por estar en la actividad del FNRP y al ver a varios infantes que estaban siendo flagelados por los preventivos y municipales decidieron quitárselos de las manos, “este peludo ya lo conocemos “ dijo un policía refiriéndose a Nick y fue detenido junto a Isaías.

Guadalupe Hernández, una mujer que se sintió muy conmovida a ver a varias niñas que estaban siendo estropeadas en sus cuerpecitos y rotas sus vestimentas fue en rescate de una de ellas pero a cambio recibió golpes y también fue capturada.

También fueron detenidos Marco Tulio Hernández y Belkis Johanna Bustillo Matamoros, esta última recibió un toletazo en su labio inferior y varios golpes en su cuerpo, “un policías de apellido Madrid se ensañó con las mujeres”, relató desde su celda en la Policías Metropolitana Número Uno, con sede en el Barrio Los Dolores de Tegucigalpa.

Belkis es madre de dos niñas que fueron golpeadas y como ella estaba detenida no sabía con quien dejarlas para que las cuidara.

“Nos hicieron una emboscada dijo un joven que pidió el anonimato, unos salieron por un lado y otros por otro y después recogieron los casquillos de bala para no dejar señas”, expresó mientras se lamentaba de los golpes contra las niñas.

Una joven de nombre Sarahí Flores, fue golpeada con un tolete en su pómulo derecho y su pequeña corrió mucho peligro.

Otra señora fue llevada de emergencia al Hospital Escuela porque tiene padecimientos de salud y los golpes recibidos le ocasionaron más problemas pues además tenía golpes en su cuerpo.

“A mí me arrinconaron cuatro policías “, dijo Dolores Belinda que fue una de las primeras afectadas antes de iniciarse la tirazón por parte de los uniformados que portaban chalecos antibalas. Los disparos impactaron en un busito que estaba cerca de los hechos.

Nick Madrid e Isaías Ortega fueron golpeados en sus cuerpos, “los policías me tiraron al suelo y amenazaron con dispararme”, dijo el joven resistente quien ya está identificado plenamente por los policías y le llaman “azuzador”, todos los detenidos y desteñidas fueron llevadas en las patrullas 112 y 114 a la posta de El Manchén y después trasladados a la policía Metropolitana Número Uno.

Una delegación del COFADEH y otros defensores y defensoras, entre ellos de la Comisión de Verdad, llegaron a la Metropolitana Uno a investigar los hechos, al inició se negó la presencia de los y las detenidas, pues no fueron inscritos en el libro.

Al filo de las 11 con 15 minutos les fueron leídos los derechos a los y las detenidos en un acta que decía que eran las ocho de la noche, la cual ninguno firmó.

Después se dio un desfile de policías municipales que pretenden con sus declaraciones poner en la cárcel a los detenidos a quienes acusan de Desobediencia, atentado, lesiones y hasta sedición, según trascendió a la medianoche.

Varios vendedores interpusieron la denuncia contra los policías por los golpes recibidos y en estos momentos todavía no hay una resolución de la Fiscalía. El plaza de 24 horas que señala la ley se vence esta noche a las 7:30, se espera que con todos los testimonios y los exámenes forenses haya libertad definitiva para los y las afectadas.

En un operativo combinado entre policías preventivos y municipales, los bajos del Congreso Nacional de Honduras fue llenado de balas por decenas de agentes quienes golpearon a mujeres y niñas y se llevaron detenidas varios afectados entre ellos dos jóvenes del Frente Nacional de Resistencia Popular, FNRP, que salieron en auxilio de las víctimas que estaban en grave peligro.

Según varias opiniones quizá los vendedores únicamente sirvieron de chivos expiatorios para sembrar el terror contra docentes que están en la huelga.

Eran aproximadamente las siete y media de la noche cuando el FNRP en apoyo a maestros y maestras que se encuentran en huelga de hambre desde hace 17 días, una actividad para hablar de la nueva Constituyente, se iniciaría la exhibición de una película de un personaje admirador de Hitler.

Pero todo fue interrumpido por el operativo que inició con una humilde vendedora de hot dog a quien estaban golpeando ambos agentes, varias mujeres fueron a rescatarla, pero a cambio recibieron toletazos, patadas y disparos Un vendedor salió herido de bala en un pie y varias niñas fueron golpeadas, incluso una de apenas meses de nacida estaba siendo asfixiada por uno de los policías.

Los jóvenes Nick Madrid Alvarado y Isaías Ortega, por estar en la actividad del FNRP y al ver a varios infantes que estaban siendo flagelados por los preventivos y municipales decidieron quitárselos de las manos, “este peludo ya lo conocemos “ dijo un policía refiriéndose a Nick y fue detenido junto a Isaías.

Guadalupe Hernández, una mujer que se sintió muy conmovida a ver a varias niñas que estaban siendo estropeadas en sus cuerpecitos y rotas sus vestimentas fue en rescate de una de ellas pero a cambio recibió golpes y también fue capturada.

También fueron detenidos Marco Tulio Hernández y Belkis Johanna Bustillo Matamoros, esta última recibió un toletazo en su labio inferior y varios golpes en su cuerpo, “un policías de apellido Madrid se ensañó con las mujeres”, relató desde su celda en la Policías Metropolitana Número Uno, con sede en el Barrio Los Dolores de Tegucigalpa.

Belkis es madre de dos niñas que fueron golpeadas y como ella estaba detenida no sabía con quien dejarlas para que las cuidara.

“Nos hicieron una emboscada dijo un joven que pidió el anonimato, unos salieron por un lado y otros por otro y después recogieron los casquillos de bala para no dejar señas”, expresó mientras se lamentaba de los golpes contra las niñas.

Una joven de nombre Sarahí Flores, fue golpeada con un tolete en su pómulo derecho y su pequeña corrió mucho peligro.

Otra señora fue llevada de emergencia al Hospital Escuela porque tiene padecimientos de salud y los golpes recibidos le ocasionaron más problemas pues además tenía golpes en su cuerpo.

“A mí me arrinconaron cuatro policías “, dijo Dolores Belinda que fue una de las primeras afectadas antes de iniciarse la tirazón por parte de los uniformados que portaban chalecos antibalas. Los disparos impactaron en un busito que estaba cerca de los hechos.

Nick Madrid e Isaías Ortega fueron golpeados en sus cuerpos, “los policías me tiraron al suelo y amenazaron con dispararme”, dijo el joven resistente quien ya está identificado plenamente por los policías y le llaman “azuzador”, todos los detenidos y desteñidas fueron llevadas en las patrullas 112 y 114 a la posta de El Manchén y después trasladados a la policía Metropolitana Número Uno.

Una delegación del COFADEH y otros defensores y defensoras, entre ellos de la Comisión de Verdad, llegaron a la Metropolitana Uno a investigar los hechos, al inició se negó la presencia de los y las detenidas, pues no fueron inscritos en el libro.

Al filo de las 11 con 15 minutos les fueron leídos los derechos a los y las detenidos en un acta que decía que eran las ocho de la noche, la cual ninguno firmó.

Después se dio un desfile de policías municipales que pretenden con sus declaraciones poner en la cárcel a los detenidos a quienes acusan de Desobediencia, atentado, lesiones y hasta sedición, según trascendió a la medianoche.

Varios vendedores interpusieron la denuncia contra los policías por los golpes recibidos y en estos momentos todavía no hay una resolución de la Fiscalía. El plaza de 24 horas que señala la ley se vence esta noche a las 7:30, se espera que con todos los testimonios y los exámenes forenses haya libertad definitiva para los y las afectadas.

En un operativo combinado entre policías preventivos y municipales, los bajos del Congreso Nacional de Honduras fue llenado de balas por decenas de agentes quienes golpearon a mujeres y niñas y se llevaron detenidas varios afectados entre ellos dos jóvenes del Frente Nacional de Resistencia Popular, FNRP, que salieron en auxilio de las víctimas que estaban en grave peligro.

Según varias opiniones quizá los vendedores únicamente sirvieron de chivos expiatorios para sembrar el terror contra docentes que están en la huelga.

Eran aproximadamente las siete y media de la noche cuando el FNRP en apoyo a maestros y maestras que se encuentran en huelga de hambre desde hace 17 días, una actividad para hablar de la nueva Constituyente, se iniciaría la exhibición de una película de un personaje admirador de Hitler.

Pero todo fue interrumpido por el operativo que inició con una humilde vendedora de hot dog a quien estaban golpeando ambos agentes, varias mujeres fueron a rescatarla, pero a cambio recibieron toletazos, patadas y disparos Un vendedor salió herido de bala en un pie y varias niñas fueron golpeadas, incluso una de apenas meses de nacida estaba siendo asfixiada por uno de los policías.

Los jóvenes Nick Madrid Alvarado y Isaías Ortega, por estar en la actividad del FNRP y al ver a varios infantes que estaban siendo flagelados por los preventivos y municipales decidieron quitárselos de las manos, “este peludo ya lo conocemos “ dijo un policía refiriéndose a Nick y fue detenido junto a Isaías.

Guadalupe Hernández, una mujer que se sintió muy conmovida a ver a varias niñas que estaban siendo estropeadas en sus cuerpecitos y rotas sus vestimentas fue en rescate de una de ellas pero a cambio recibió golpes y también fue capturada.

También fueron detenidos Marco Tulio Hernández y Belkis Johanna Bustillo Matamoros, esta última recibió un toletazo en su labio inferior y varios golpes en su cuerpo, “un policías de apellido Madrid se ensañó con las mujeres”, relató desde su celda en la Policías Metropolitana Número Uno, con sede en el Barrio Los Dolores de Tegucigalpa.

Belkis es madre de dos niñas que fueron golpeadas y como ella estaba detenida no sabía con quien dejarlas para que las cuidara.

“Nos hicieron una emboscada dijo un joven que pidió el anonimato, unos salieron por un lado y otros por otro y después recogieron los casquillos de bala para no dejar señas”, expresó mientras se lamentaba de los golpes contra las niñas.

Una joven de nombre Sarahí Flores, fue golpeada con un tolete en su pómulo derecho y su pequeña corrió mucho peligro.

Otra señora fue llevada de emergencia al Hospital Escuela porque tiene padecimientos de salud y los golpes recibidos le ocasionaron más problemas pues además tenía golpes en su cuerpo.

“A mí me arrinconaron cuatro policías “, dijo Dolores Belinda que fue una de las primeras afectadas antes de iniciarse la tirazón por parte de los uniformados que portaban chalecos antibalas. Los disparos impactaron en un busito que estaba cerca de los hechos.

Nick Madrid e Isaías Ortega fueron golpeados en sus cuerpos, “los policías me tiraron al suelo y amenazaron con dispararme”, dijo el joven resistente quien ya está identificado plenamente por los policías y le llaman “azuzador”, todos los detenidos y desteñidas fueron llevadas en las patrullas 112 y 114 a la posta de El Manchén y después trasladados a la policía Metropolitana Número Uno.

Una delegación del COFADEH y otros defensores y defensoras, entre ellos de la Comisión de Verdad, llegaron a la Metropolitana Uno a investigar los hechos, al inició se negó la presencia de los y las detenidas, pues no fueron inscritos en el libro.

Al filo de las 11 con 15 minutos les fueron leídos los derechos a los y las detenidos en un acta que decía que eran las ocho de la noche, la cual ninguno firmó.

Después se dio un desfile de policías municipales que pretenden con sus declaraciones poner en la cárcel a los detenidos a quienes acusan de Desobediencia, atentado, lesiones y hasta sedición, según trascendió a la medianoche.

Varios vendedores interpusieron la denuncia contra los policías por los golpes recibidos y en estos momentos todavía no hay una resolución de la Fiscalía. El plaza de 24 horas que señala la ley se vence esta noche a las 7:30, se espera que con todos los testimonios y los exámenes forenses haya libertad definitiva para los y las afectadas.

Fuente: http://www.kaosenlared.net/noticia/honduras-policias-disparan-contra-vendedores-llevan-detenidas-varias-p